Seguidores

miércoles, 1 de junio de 2011

LUBINAS Y OTRAS EXPECIES A COLA DE RATA.


Las grandes cazadoras, cazadas en sus dominios de las blancas espumas y los bosques de laminarias, donde le bravo mar de nuestras costas les ofrece los acechaderos, desde donde ellas se lanzan sobre sus presas, y ahí es donde nosotros les ofrecemos presas fáciles para saciar su voracidad, la cual acabara por ser su perdición.

Pero están también las podemos encontrar en lugares más tranquilos, accesible y apacibles de nuestra costa, riás y playas donde saciar su hambre, no solo con presas sino también a casi todo a lo que le puedan echar la boca y acabe siendo comestible gusanos, mariscos varios, trozos de otros peces, ahí es donde su faceta de carroñeras aflora, aunque su predilección sean las presas vivías.

Las lubinas que han hecho de las riás y playas de la ría su zona de alimentación, son muy reacias a la caza de grandes presas y engañarlas suele ser difícil, en estas zonas es donde les gusta más los pececillos, angulillas, camarones y demás  pequeñines de los alrededores, que su tamaño no sea superior a 5 o 7 cms.


Teniendo en cuenta todo lo anterior y que los pescadores que gustamos de la cola de rata, para practicar el arte de la pesca es una ocasión de la que nos tenemos que aprovechar, si queremos tener una experiencia de las que podemos llamar únicas.

Ya que clavar una lubina de buen porte, con un equipo de mosca no es cosa fácil pero tampoco imposible, en la primera carrera es como tocar el cielo con las manos, pero en la segunda carrera es como si el mundo lo tuvieras sobre los hombros, las piernas te tiemblan como nunca, las truchas grandes tiran, los reos tiran, pero una lubina de 2 o 3 kilos clavada al otro lado de la cola, es un torpedo sin rumbo ni dirección, con el único objetivo de sacarse lo que tiene clavado en la boca.
En este momento, es en el que el equipo empieza a jugar su papel más importate junto con la pericia del que lo maneja, por muy buen equipo que se tenga sino se maneja con un mínimo de pericia, podemos dar por perdida la pieza mientras que con un equipo básico y mucha pericia podremos lograr doblegar la pieza traerla a un lugar seguro.

El equipo, para la pesca a cola de rata en el mar podemos diferenciar entre lo mínimo y lo aconsejable.


Lo mínimo, caña de 8,6 o 9 pies línea 6/7, junto con carrete con capacidad para el baking y la línea que tengamos 6 o 7, que tenga un freno un poco decente para ayudarnos a frenar las carreras de las piezas, la línea una WF de 6 o 7 y luego cada uno decidirá si le prefiere flotante, de punta hundida o intermedia de hundimiento lento.


Yo las tengo flotantes y hudidas cuando quiero darles fondo, a veces a las flotantes les coloco un bajo de línea plomado y consigo el mismo efecto que con las de punta hundida, sin tener que llevar otro carrete o bobina y cambiarlo cada vez que llegue a un lugar con más profundidad, para el bajo de línea usaremos como mínimo un 0,20 mm y de hay para arriba llegando al 0,40 mm.

Lo aconsejable, una caña de 9 o 10 pies de línea 9/10 y si esta tiene talón y empuñadura de combate mucho mejor, aunque algunos les parece una tontería, no lo es y en caso de clavar una buena pieza, ayuda mucho a tener la caña bien agarrada y controlada durante la lucha, ya que la diferencia entre tenerla agarrada con solo la mano a poder apoyar en la cintura o en el antebrazo es mucha, las líneas 9/10 y con las misma características de antes, el carrete con capacidad para esas líneas y freno decente para ayudarnos con las carreras, el bajo de línea aconsejo hacerlo en dos tramos 1,5 m del 0,60 o 0,50 y 1,5m de 0,40 o 0,30.

Los streamers, montaremos o compraremos en un tamaño no superior a 5 o 7 cms de largo y en anzuelos del 1/0 y de ese tamaño para abajo lo que nos parezca, las imitaciones de peoncito, de camarón, de parrochita para la lubina, plumas o fibras blancas para el jurel que ahora en verano abunda en los puertos, fibras brillantes plata para las caballas aunque el rojo, tambien el verde y fusia fosforito no le disgustan al igual que no le disgustan a los abadejos aunque a veces prefieren los colores más oscuros casi negros o marrones. 

Si nos decidimos a montar nuestros señuelos o moscas, tendremos que hacernos con unas herramientas básicas para el montaje de moscas, hay kits muy básicos, pero que nos valen perfectamente para empezar con ello, que constan de un porta-bobinas aunque yo aconsejo tener dos, un anudador, unas tijeras, unas pinzas de presión, un punzón, un pasa-hilos, luego a mayores una cuchilla, un mechero, rotuladores  indelebles rojo y negro, plomitos de perdigón y también nos tendremos que hacer con un torno o mordaza para sujetar los anzuelos, los hilos de montaje nos valen los poliéster de gütermann de las mercerías y con 3 o 4 colores nos llegan el negro, rojo, blanco y verde o azul, luego una bobina de nailon del más fino y barato que encontréis nos valdría para las que montemos con hilo transparente.



Al principio optaremos por recoger el material sobre todo las fibras sintéticas, plumas de colores, bolitas o perlitas de colores, laca de uñas negra y roja  en las tiendas de todo a 100 o en los bazares orientales y para esto hay unas fechas claves para abastecernos todo el año, que son navidad, carnavales, samain (el halowen de los americanos) que es cuando más variedad de colores y materiales ponen a nuestro alcance, lo mismo que el loctite super blue-3 con pincel es el que mejor me va y el epoxi utilizado para muchos de los montajes que haremos, mucho más barato que el que podemos encontrar en la ferreterías y para lo que es va de maravilla, los ojos con las cadenas de bolitas de las que venden para los baños que las hay en varios tamaños son maravillosas y baratas cortadas de dos en dos, luego si ya queremos perfeccionar más nuestras creaciones, podremos hacernos con material más especifico en las webs o en tiendas de montaje.


Ahora otros complementos, que aunque no son imprescindibles si son aconsejables, gafas polarizadas ya no solo para poder ver más, sino para protegerse los ojos en caso de que el streamer venga hacia nuestra cara, la cesta devanadora, si nos vamos a dedicar más a pescar en las zonas de rocas nos va facilitar mucho el dónde depositaremos la línea que recogemos en cada lance y facilita el traslado de esta cuando nos movemos por las piedras adelante.


Tus tiendas de pesca

5 comentarios:

  1. Hola, soy SocNess de Rapaleando.
    Impresionante tu entrada, y me ha reafirmado en mi deseo de volver al Fly Cast, esta vez en el mar.
    Ah...no encontre para hacerme seguidor de tu blog...

    Saludos.

    Néstor

    ResponderEliminar
  2. Hola, muy buenas tus creaciones!!! Me harias un gran favor si me dijieses donde podria adquirir ese tipo de moscas, aqui en Mallorca me resulta imposible conseguir nada parecido y de montajes de momento estoy un poco perdido, tampoco encuentro en internet donde podria comprarlas. Un saludo y muchas gracias de antemano, Alfonso Cornejo.

    ResponderEliminar
  3. mandame un correo a santinitas@gmail.com y hablamos y miramos de arreglar eso
    un saludo

    ResponderEliminar
  4. Podrían utilizarse moscas para salmón ??

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Si se podian utilizar
      Tendrias que seleccionar moscas largas y no muy voluminosas o de ala alta pues el movimiento de la deriva en la corriente en el mar no lo tienes y necesitas imprimirselo tu

      Eliminar